martes, 15 de junio de 2010

Treelegy Two: Mind the Gap

They are three girls
pouring speech like water
poised and waiting
for their dancing lesson.
robert lax, a thing that is

a un escenario sin piel cuatro bombillas, dos sillas y un foco dotan de la versatilidad justa. e incluso profundidad. sobre la voz modulada, bastan una chaqueta y un pañuelo para enfatizar el despliegue polifónico de Fiona Shaw en The Waste Land y si todavía las palabras, Schwarz auf Weiß (Heiner Goebbels) en busca de un mundo, cabe su eco

Es un descenso hasta un grado cero de significación en lo que se refiere a la imagen del hombre, en un reduccionismo semejante, aunque antagónico, al del racionalismo obsesivo de los minimalistas, su conversión del cubo en dispositivo. Fernando Castro Flórez, El lugar del ventrílocuo. Unas reflexiones sobre la obra de Juan Muñoz

Claudio Magris, introduciendo la Carta de Hofmannsthal en “La indecencia de los signos”, afirma que lo que conduce a Lord Chandos a la locura no es el silencio sino la multiplicidad simultánea de las voces de la realidad.



en sentido opuesto, perseguir, adultos, la formulación del enunciado primigenio, podría reproducir un ejercicio de parvulario: rellenar la silueta de un árbol.

Cuando a mí me explicaron la semántica
el viejo profesor nos dijo a todos:
«Quiero que se imaginen un gran árbol»
Y nosotros, que aún no conocíamos
el amor ni la pérdida, pudimos. Ben Clark, Memoría, “Árboles

el resultado, susurrar al tronco el vaho del deseo; la aventura de El árbol ausente narrada con acento oriental (In the Mood for Love, Wong Kar-Wai). versionarla en español con Belén Gopegui sería otra historia: «Como si de un árbol hueco quitásemos el árbol,...

Los objetos y recuerdos se esfuman, cambian, desaparecen, pierden relación con el tiempo y el espacio, pero el artista ha de captarlos, darles un espacio y forma propios. Y la forma de hacerlo, no es «captando el contorno, sino el núcleo. Todo lo que existe es un núcleo duro revestido de sugerencias de una masa que se disuelve en el espacio...». Esta búsqueda de esenciales, del núcleo, caracteriza igualmente a los últimos años de Giacometti, desde 1952 a 1965. Su propia interpretación es la que sigue:

Es como si el núcleo hubiera retrotraído
todo el volumen hacia sí mismo; parece
más denso que la sustancia de la realidad.
La materia no necesita ocupar el espacio
que ocupa en la naturaleza, pues está más
concentrada en la naturaleza.
Matti Megged, Diálogo en el vacío: Beckett
y Giacometti

y esto sería como recuperar, a través del hueco perfilado por la ausencia

to and fro in shadow from inner to outer shadow
___

from impenetrable self to impenetrable unself
by way of neither.
Samuel Beckett, Neither